martes, julio 22, 2008

(Batman. Why so serius?)

La noche del caballero de la noche

Todavía más oscuro y más rentable. Todavía más oscuro y más interesante. Murciélagos en la noche, murciégalos en mi cabeza: adentro de esta película puedes creer que es cierto lo increíble y entregarte al asombro de ver cómo se arma un rompecabezas de mecánica celeste. El enemigo de hoy es el terrorismo -otra vez para los norteamericanos- ahora vestido de Guasón, con la sonrisa dispuesta a llevarte al espanto.

Es definitivo: Batman en el cine está muy lejos de los comics y más cerca de la novela gráfica (perdón, Tim Burton) y brilla más mientras más negro es su traje. Por supuesto que Heath Ledger tiene la sombra del ausente en el brillo de los reflectores que lo miran, pero no lo miras como un dead man walking porque su actuación es vital y delirante: intimida con el gesto y el silencio del macabro clown mientras su voz se encarga del resto.

Christian Bale parece sentirse más cómodo como Batman que haciendo de excéntrico chico rico, debe ser porque detrás de la máscara están todos los tormentos. Los demás, que son tantos, están todos a la altura de sus nombres con lo que te garantizan la sonrisa aunque no sea el papel de sus vidas.

Gótica sigue encontrando en Chicago el lugar de sus espejos, espejismos y afectos y este niño que llevo adentro con todo lo demás que ha visto ha salido más que contento. Pero también el adulto que soy reconoce que es imposible mirar esta película sin adjetivar cuando una cinta cumple con todo lo que te ofrece y además te da más. Christopher Nolan nos ofrece un motivo y una excusa para recordar que el cine también es esa magia en la que puedes creer sin resistencias..

Aquí nadie tiene poderes sobrehumanos, son sólo humanos que llevan adentro su peor enemigo, como todos. Esta noche ningún reflector en las nubes salvará a Ciudad Gótica pero si a las taquillas. Y la fe en ciertas historias.

9 comentarios:

  1. Yo corrí al cine porque paga el niño que fuí por el hombre que soy, y está bien recompensarle cada vez que se pueda.

    "Los hacen humanos demasiado humanos"

    ResponderEliminar
  2. ME quitaste las palabras d ela boca, pero como ultimamente estamos entrando dialogos tu y yo, a lo mejor me animo y me termino de meter en Batman, sin duda la mejor historia que nos han contado en estos últimos días.

    ResponderEliminar
  3. Anónimo5:31 p.m.

    Al fin te salieron las palabras... digo... para hablar del caballero...
    M.

    ResponderEliminar
  4. Buen comentario, buena película, yo también tengo una crítica para el caballero oscuro.

    Saludos

    ResponderEliminar
  5. Don Juan, le cuento lo que yo vi: un montón de lecciones de ética que no alcanzo aún a digerir, mucho más que diversión, una parábola de lo que realmente somos capaces de hacer, desde lo heroico a lo perverso

    Dicen que uno ve lo que quiere ver, pero por demás, me encantó la puesta en escena

    ResponderEliminar
  6. JULIAN/ ...more human than the human...

    ANA/ pues espero tu respuesta a esto que, fanatismos aparte, ha sido uno de los mejores motivos para adentrarse como caperucita feliz en esa oscura boca de lobo feroz que también puede ser una sala de proyección

    M/ qué silencio y que aplauso cuando la película termina

    ResponderEliminar
  7. FERNANDO/ por alli ya paso, ahi voy. Gracias por la visita.

    UMBERTO/ el aplauso va por los Nolan Brothers

    TECEO/ emparento con vos: inteligencia y sensibilidad hablan aquí a quien quiera escuchar. Y yo atento escuché lo que vos también

    ResponderEliminar
  8. Me gusta el guasón y su teoría del caos.... Hay cosas mas allá del poder y el dinero... Habría que desestabilizar el mundo, si. Me voy por los "locos" y lo que estos nos dicen....

    ResponderEliminar